martes, 27 de abril de 2010

El avión más grande del mundo aterrizó ayer por primera vez en un aeropuerto vasco




Este coloso del transporte aéreo, uno de los dos únicos ejemplares que existen en el mundo, tomó tierra ayer por la mañana procedente de Minsk (Bielorrusia) y, tras dejar su carga, partió rumbo a Leipzig (Alemania).

El Antonov 225(conocido también por la "bestia cosaca") venía cargado con material informático de China, y tras hacer escala en Kazajistán y Bielorrusia, siguió su ruta a Alemania.

El avión, de fabricación rusa, fue concebido en su origen para transportar al efímero transbordador espacial ruso Buran.

En su bodega puede transportar cargas extremadamente pesadas y voluminosas, como trenes, helicópteros, turbinas y cientos de toneladas de suministros a zonas en conflicto o en situación de emergencia humanitaria.

Dispone de seis motores, con un empuje cada uno de ellos de 23 toneladas, lo que da idea de su imponente capacidad de carga, ya que puede transportan 250 toneladas en el interior de su bodega y hasta 200 en la parte superior del fuselaje.

Sus dimensiones, superiores incluso a las del novedoso Airbus A-380, exceden lo habitual en los aparatos de aviación comercial para pasajeros ya que mide 84 metros de largo y sus alas tienen una envergadura de 88 metros, casi como un campo de fútbol -el de Mendizorroza mide 67 metros de ancho por 105 metros de largo-.

Leer MÁS

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada